Canal RSS

Archivo de la categoría: Consumo Responsable

TODOS LOS DÍAS SON 8 DE MARZO

Publicado en
TODOS LOS DÍAS SON 8 DE MARZO

Hace unas semanas acabé una historia que me ha mantenido atrapada durante otras tantas y cuya lectura saboreé como ese helado especial que procuras que no se acabe a pesar del calor que lo derrite poco a poco. Me estoy dando cuenta que, últimamente, cada vez más abundan en mi selección de autores, mujeres escritoras. Supongo que nos gusta buscar una cierta identificación en lo que leemos, debe ser por eso que encuentro ese click, que constantemente necesito, en historias de mujeres escritas por mujeres. Este es el caso de Todo ese fuego, la historia que imagina Ángeles Caso, a través de la producción literaria de otras tres mujeres, las hermanas Brontë. Lee el resto de esta entrada

Anuncios

LA ERA DE LA ESTUPIDEZ

Publicado en
LA ERA DE LA ESTUPIDEZ

El pasado verano me escapé unos días a la playa de Oregón. Una escapada muy particular y especial porque, por primera vez, nuestra familia estaba más desperdigada que nunca. J nos esperaba allí con una amiga y su madre. JL tenía que quedarse en la ciudad, así que éramos L y yo las únicas que viajábamos. Ante tal circunstancia, no creí necesario coger el coche para hacer el viaje. Económicamente, quizás aun viajando sólo dos personas y cinco a la vuelta, habría salido mejor coger el coche, pero también me gusta valorar otras cosas y creí que era una buena ocasión para aprovechar el transporte público. Lo primero que recuerdo es que a mi amiga le extrañó mi decisión de no optar por la “comodidad” de mi propio coche Lee el resto de esta entrada

REGALOS

Publicado en
REGALOS

Hagamos una prueba. Sólo si me lees desde tu casa, aunque si lo haces desde el autobús o desde un banco en el parque, igual también, por qué no. Levanta la vista y recorre tu mirada por todos los objetos que decoran tu despacho, cocina, salón de estar… incluso cuarto de baño. Sí, allí seguro que también encuentras algo que te hayan regalado. Una colonia, un jabón, una figurita, unas flores, un marco con una foto, un libro, un reloj… Y piensa por un instante la persona o el momento en que te lo regalaron… ¿A que has sonreído? Eso es felicidad. Lee el resto de esta entrada

CIUDADANOS DE UN MUNDO

Publicado en
CIUDADANOS DE UN MUNDO

La otra mañana me levanté triste. En realidad ya me acosté triste. Un buen rato antes me había sentado ante este ordenador dispuesta a escribir la entrada semanal pero me choqué de bruces con la foto del niño sirio y me bloqueé. No me salía nada. ¿Cuántos veranos llevamos con el tema de la guerra civil en Siria? ¿Tres? ¿Cuatro? Que yo recuerde y sin tirar de google, algo así. No soy muy de imágenes (al menos en cuanto a noticias se refiere), por eso prefiero la radio, donde puedo centrar mis sentidos en las palabras que escucho y en cómo se cuentan las cosas. Recuerdo un especial de Angels Barceló desde Siria, Lee el resto de esta entrada

DESPACHO DE PAN

DESPACHO DE PAN

Sergio cerró la carnicería en el mes de agosto. El otro día pasé por el mercadillo y, cual es mi sorpresa que nos recibió con un puesto totalmente remodelado, más grande, más luminoso… cambio de aires para un nuevo año. Le felicité. En estos tiempos, ver que alguien no sólo no echa la persiana sino que se anima a mejorar y ampliar el servicio es para quitarse el sombrero. Tuvo que coger el testigo de su tío en el negocio familiar hace poco más de un año y ha decidido mimar a su clientela todo lo que pueda y me alegro, por él y por quienes acudimos semanalmente a su puesto. Recuerdo cuando era pequeña y acompañaba a mi madre a comprar al mercado, la especial complicidad que tenían los distintos vendedores y mi madre entre si. Yo, en ese momento, sólo tenía ojitos para mi madre, pero realmente, el resto de las mamas y abuelas (por aquel entonces no recuerdo muchos hombres ir a comprar) tenían esa misma relación. Comunicación, no más. Luego, cuando he empezado a elegir mis propios tenderos, me daba la sensación de que yo era muy joven y ellos muy mayores, con lo cual no llegaba a alcanzar esa misma “complicidad”… hasta ahora. De repente, me he dado cuenta que mi carnicero, mi frutero, mi pescatera y mi panadero son… ¡más jóvenes que yo!

Héctor cogió la frutería que hay cerca de mi casa hace también poco más de un año o dos. Me encanta el nombre que le puso al negocio. El de su hija pero en diminutivo maño. Mi frutero está sacando adelante a su familia ofreciendo al barrio productos de la huerta más cercana. Tomate de Utebo, Borraja de Boquiñeni, Melocotones de Calatorao, Valmuel… Cada vez que paso por la puerta de la frutería nos saludamos a través de la cristalera. Me gusta formar parte de su día a día, me reconforta pensar que gracias a mi fidelidad el puede ver crecer a sus hijos un poco más tranquilo.

Lorena, la pescatera, es una chica joven y guapa que, con su coleta estilosamente peinada y su sonrisa siempre puesta, atiende a la clientela con tanta gracia y desparpajo que, cuando sales de la tienda, llevas sardinas, chipirones, pescadilla… y unas cuantas penas de menos encima.

Raquel y su primo Paco despachan pan, amabilidad y juventud en una céntrica panadería en la calle más comercial de mi barrio. Junto con una amiga, que les ayuda los fines de semana para que ellos se puedan turnar y descansar para ir al pueblo, abrieron este “Despacho de Pan” como reza en el flamante rótulo que da nombre a la tienda. Me encanta el término. Le da un cierto aire de antes, de siempre.

El otro día leía en un periódico que corría por internet otro fenómeno viral esta vez defendiendo el consumo de productos locales, en respuesta al veto ruso a las importaciones europeas… Consiste en hacerse un selfie con una fruta en la boca. Confieso que igual que hemos visto tropecientos famosos lanzarse el cubo de hielo por encima, todavía no he visto a ninguno comiéndose un melocotón de Calanda… Posiblemente no resulte tan divertido e incluso atractivo, pero no saben lo que se están perdiendo.

En la imagen, mi selfie particular, con frutas y a lo loco.

En la imagen, mi selfie particular, “con frutas y a lo loco”.

Jon Ícaro

Blog del escritor Jon Ícaro

PASIÓN POR EL CINE CLÁSICO

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Antonio Muñoz Molina

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Tócala otra vez, Sam

El blog de Chema González

El Blog de Pepa Torres Pérez

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

“La mayoría de las personas que caminen detrás de mí serán niños, por lo que mantendré los pasos cortos” Hans Christian Andersen

plandempleo

Blog de Elena Ariño Lecina

STOLPERSTEIN

Historias para tropezar

cuadernosdetodo

El blog de Paula Figols

Innisfree

Un blog sobre Irlanda, de Chesús Yuste

El sitio de mi recreo

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Fernando Rivarés

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.