Canal RSS

Archivo de la etiqueta: Espectáculo

PASAPALABRA

Publicado en
PASAPALABRA

Hace unas semanas contaba mi propósito de fijarme en personas sanadoras  y, con ello, valorar todos aquellos momentos que vivimos con los de nuestro alrededor. El día a día en muchas ocasiones se nos presenta duro pero es la convivencia con los que nos rodean y, sobre todo, la actitud con la que vivimos la que nos hace valorar esos momentos compartidos. No sabemos cómo percibirá nuestra sonrisa al saludar el vecino o el conocido, pero a mi al menos me predispone a tomarme las cosas de otra manera y entonces las penas son menos dolorosas y las alegrías muchísimo más festivas. Lee el resto de esta entrada

MUSIQUEANDO

Publicado en
MUSIQUEANDO

El próximo lunes, 24 de Noviembre actúa en Barcelona Ed Sheeran. Lo sé porque L no para de recordármelo de vez en cuando como quien frota la lámpara mágica esperando que salga el genio y le conceda su deseo. Hasta este verano, el cantante pelirrojo era un completo desconocido pero ahora ya no. Y no puedo decir que mi hija me machaque con sus canciones como hacía la vecina de mis padres con los Pecos cuando ponía el tocata a máximo volumen en ese afán por compartir sus gustos musicales con todo el vecindario. No, ahora que están tan de moda los auriculares, en esta casa podemos decir que no nos enteraríamos de la música que les gusta a nuestros hijos si no fuera porque a veces se les escapa tararearla mientras la escuchan, cosa que me encanta, por cierto.

Hasta la fecha, no me puedo quejar de los gustos musicales de L, y me temo que no coinciden precisamente con los de sus amigos porque, a un par de conciertos en los que sí se apareció el Genio, he tenido que ser yo la que le acompañara. Nunca me ha gustado hacerme la moderna como madre, la verdad, pero digamos que sus gustos rondan entre su generación y la mía con lo cual el trauma no ha sido muy grande. Siempre he pensado que el gusto musical se educa, como todo y, a puro de escuchar, el oído al final elige lo que quiere oír. Y en casa otra cosa no pero eclécticos, musicalmente hablando, somos un rato. Lo que menos se escucha es Heavy, pero para eso está el tío, cubriendo ampliamente ese hueco fundamental en la cultura musical. Otra cosa es que te dejes llevar por las modas, por lo que sigue la gente en cada momento, por lo que programen las distintas productoras y grupos empresariales de televisión…  Pero todos sabemos que no es precisamente la educación y la cultura lo que prima en la mente de los programadores televisivos actuales. Una pena, Sres. Rajoy, Wert y compañía, desaprovechar un medio tan bueno como esa televisión que tiene la capacidad de llegar a tantos sitios. Pero bueno, todos sabemos a quienes se deben. Como en todo, el vil metal gobierna una vez más.

Yo hace tiempo que me desentendí del fenómeno fan girl pero… tengo que confesarlo, desde hace unas semanas tengo un sueño… Un viajecito… Os cuento: El año pasado el incombustible Sting (uno de esos artistas eternamente renacentistas) volvió a sorprendernos con un nuevo disco compuesto, por lo visto, para convertirse en musicalDespués de una tanda de conciertos con una banda realmente magnífica ahora lo representan con actores allá en Broadway. No sólo por la música que me parece sencillamente deliciosa, con aires de rock, jazz, folk y blues si no también por la temática de la historia que cuenta el cierre de los astilleros de Wallsend, ciudad en la que creció el compositor. Realmente apetecible (escribiendo y frotando la lámpara a la vez).

L despierta y crece reivindicando sus propios gustos y, para ello, elige un cantante británico que acaba de empezar como quien dice. Yo reafirmo mi gusto por un cantante, también británico, que ha acompañado la banda sonora de mi vida siempre. Os dejo a los dos. No es cuestión de comparar, simplemente de disfrutar.

 

FOTOS DE GRUPO

FOTOS DE GRUPO

Me gusta guardar fotos de grupo. No sé, me hace sentir que pertenezco a algo, que en algún momento he formado parte de un curso, de una celebración familiar, de un evento deportivo, de una excursión… Siempre momentos felices, momentos con personas queridas, momentos importantes.

Guardo fotos en albumes, cajas, sobres, discos duros… Con las fotos me pasa como cuando buscas algo por toda la casa y te encuentras miles de cosas menos justamente lo que buscabas, pero al recuperar esos objetos que ni recordabas haberlos guardado, te acercan a algún momento, algún instante vivido que lo hizo merecedor de conservarlo aunque fuese en el fondo de aquel cajón. A veces también ocurre que la distancia del tiempo posiblemente te haga recapacitar y, según la importancia que le des a ese recuerdo en tu propio ranking de memoria, decidas volverlo a dejar en su sitio o directamente mandarlo a la basura. Sí, he llegado a ese momento de la vida en que, material y físicamente, es imposible guardar todo. Por mucho que nos duela, hay que desprenderse de ciertas cosas. Pero me da miedo, parece como que si guardas una prueba o una pista de aquello que fue, conseguirás recordarlo siempre.

Hace poco una amiga de la niñez, ahora en la distancia, me mandó por whatsapp una foto del recuerdo de mi boda, un cuenquito de cerámica con nuestros nombres y la fecha. A un taller de Fuentes de Ebro nos fuimos a encargarlos… no sé ni como llegamos allí… quizás alguna feria o alguien nos dijo, el caso es que allí nos los hicieron… nunca más hemos vuelto. Era una manera de decirme que, a pesar de que hace ya unos cuantos años que no nos vemos, seguimos acordándonos la una de la otra.

El otro día, cuando volvía con L del concierto de Dani Martín, me comentaba entusiasmada que iba a guardar la entrada para siempre. Un día de estos le enseñaré mi cajita con todas las entradas que guardo: Presuntos… Dire Straits… Labordeta, La Bullonera… Pablo Milanés, Silvio… Víctor Manuel, Ana Belén, Serrat, Miguel Ríos… Sting… Celtas, Ixo… Gloria Estefan, Bebo, Juanes… Amaral… las entradas de la Expo con los días marcados de Dulce Estrella, DianaJuan Luis… Julieta y Juan Perro en Pirineos Sur… algunos musicales… los conciertos de Fin de Año que aquí los hacen para el día de Reyes… Las primeras, en la era A.I. (Ante Internet) eran super chulas, muy artísticas, con logos, serigrafías, fotos… y la tinta se mantiene intacta. Las últimas, P.I., las de cajero automático, son más sosas y la tinta se difumina poco a poco.

En estos últimos días, hablando con distintos amigos, un tema recurrente: La triste, pobre y lamentable programación musical de las próximas Fiestas del Pilar. Bueno, quizás los veinteañeros de ahora dentro de otros tantos años recuerden aquel concierto que dio Kiko Rivera & Company como lo más de lo más pero… permítanme que lo dude. Rebuscando en mi cajita de las entradas he vuelto la vista atrás… El último concierto que dio la banda DIRE STRAITS fue un 9 de OCTUBRE de 1992 en la Romareda de ZARAGOZA, y yo estuve allí.

 

SORPRESA

Publicado en

Que bueno es saber dejarse sorprender y, aún sabiéndolo, cuánto nos cuesta a veces.

Cuando la monotonía de la vida y, sobre todo, las “obligaciones” te llevan siempre por el mismo camino, hay que hacer lo posible para buscar algún momento “no programado”. Yo me encontré con ese momento el pasado domingo. Por casualidad (aunque cada vez estoy más convencida que la suerte también hay que buscarla) el Teatro Principal tuvo a bien regalarme dos invitaciones para su función del domingo. Y, aunque una amiga enseguida intentó contagiarme su entusiasmo por la función, os tengo que confesar que no estaba yo muy “contagiable” esos días…

Sin embargo, cuando llegué a las taquillas del teatro y me entregaron este sobrecito tan enigmáticamente cerrado ya me empecé a emocionar… Hasta me costaba abrirlo, como quien quiere mantener por unos segundos más la ilusión por descubrir el regalo dentro del envoltorio.

 

DSCN4743

 

Una vez en el hall del teatro (Mira que es bonito, por favor!!!) me dediqué a observar al público que poco a poco fue  llegando y me gustó mucho ver, sobre todo, señoras mayores, incluso en silla de ruedas, pero estupendamente arregladas, conservando ese glamour de “salir al teatro”. Pero además también descubrí muchas sonrisas… muchas caras de ilusión.

Al poco ya nos invitaron a pasar mientras en la entrada al patio de butacas un… ¿artista? nos chutaba un balón de fútbol con la intención de que jugáramos con él… Algunos pasaban rápidamente dejando que fueran los niños los que le devolvieran el balón. Un guiño al Mundial pensé yo.

Mientras JL buscaba un poco reticente nuestros asientos, demasiado cerca del escenario, mira que estos nos sacan…. que vergüenza… yo ya me descubrí una sonrisa en la cara que no me quité en toda la función. Una señora inglesa entonaba una melodía de fondo sentada en las escaleras del escenario mientras pedía que alguien le enseñara a cantar una jota… yo le negué con la cabeza.. mmmmm no, cantar, de momento, no… Mientras un… ¿camarero? nos ofrecía amablemente ¡un vasito de café! Riquísimo, expresso italiano, sin duda (una pareja de la fila de atrás nos preguntaba con un ligero tono de envidia si estaba bueno, ya que el olorcillo que despedía ya lo indicaba). En unos minutos, dando tiempo a que todo el público estuviera en sus asientos, no sin antes recoger todo el menaje del cafecito inesperado, comenzó el espectáculo.

Por cierto, todavía no os he dicho qué función tocaba esa tarde. Bueno pues lo que descubrimos fue un extraordinario espectáculo de “circo contemporáneo”. Sobre el escenario y como único atrezzo un armario totalmente desmontable que, ríete de los trabajos de bricomanía,  y 4-5 acróbatas (el 5º era más músico que acróbata, aunque también). Cerca de hora y media de expresión corporal, baile y un sinfín de piruetas magistral (y admirablemente) ejecutadas, bajo el hilo conductor de una historia de relaciones humanas (bueno, y animales en algún momento…. qué risas!) y en torno a esa música, unas veces evocadora pero en todo momento totalmente estimulante.

Os dejo el enlace aunque siento deciros que la magia que desprende el directo, la sala, el teatro…. es imposible sustituirla por la pantalla de vuestro dispositivo… Pero, si vuelven, no dudéis en dejaros sorprender.

 

 

 

 

Jon Ícaro

Blog del escritor Jon Ícaro

PASIÓN POR EL CINE CLÁSICO

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Antonio Muñoz Molina

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Tócala otra vez, Sam

El blog de Chema González

El Blog de Pepa Torres Pérez

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

“La mayoría de las personas que caminen detrás de mí serán niños, por lo que mantendré los pasos cortos” Hans Christian Andersen

plandempleo

Blog de Elena Ariño Lecina

STOLPERSTEIN

Historias para tropezar

cuadernosdetodo

El blog de Paula Figols

Innisfree

Un blog sobre Irlanda, de Chesús Yuste

El sitio de mi recreo

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Fernando Rivarés

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.