Canal RSS

DE COMO EL AZUCAR EN EL CAFÉ REMUEVE RECUERDOS

Publicado en
DE COMO EL AZUCAR EN EL CAFÉ REMUEVE RECUERDOS

Esas sobremesas de café y pastas, cuando fluyen los recuerdos y las historias. El otro día mi madre nos contaba que la primera vez que ella tuvo oportunidad de votar fue cuando todavía vivía el Generalísimo. No recordaba la fecha ni tampoco qué se votaba exactamente. Era un referéndum de si o no y a ella le dijeron que votara sí y voto sí. Tenía veintipocos años y vivía con la familia para la que trabajaba sirviendo. En aquella familia se sentía muy querida y arropada. Con sus padres en el pueblo, eran como su otra familia. Le dijeron que votara “sí”, que “era lo mejor para todos y que era muy importante que votara”. Todo el mundo tenía el derecho y la obligación de votar y así lo hizo, aunque no tuviese una conciencia nada clara de lo que estaba haciendo, simplemente obedecía. Ella a sus jefes y sus jefes al orden establecido. Al fin y al cabo, tampoco se vivía tan mal, nos contaba. Había tenido oportunidad de salir del pueblo, donde sólo le esperaba cuidar de los animales y labrar la tierra de otros, así que su nueva vida en Zaragoza le parecía un paso bastante afortunado. La continuación de esta historia ya la conté unas entradas más atrás.

Gracias a la serie Cuéntame, nos resulta más fácil imaginar muchas de las cosas que escuchamos sentadas en torno a esos cafés. A L le interesaba saber cómo se vivía la religión, cómo era la televisión, qué estábamos haciendo cuando el 23-F, si nos costó mucho el cambio de la peseta al euro, qué nos parecía la monarquía… Me gusta que se interese por la historia y que busque esa historia en su propia historia, la de su familia. Tenemos que saber de dónde venimos para tratar de entender cómo somos y para saber lo que queremos.

Ojalá nunca nadie le tenga que decir qué o a quien tiene que votar. Ojalá pueda crearse su propio criterio y busque, compare, analice sin que le aturda el miedo a poder equivocarse. Como alguien me recordó hace unos días: “lo importante no es equivocarse, lo importante es seguir buscando”.

Anuncios

Acerca de Carmen Calvo

Aprendiz de todo y maestra de nada. Tranquila en las distancias cortas aunque inquieta de mente. ¿Mi super-poder? Buscarás, buscarás y, al final, lo hallarás.

Un comentario »

  1. A mí también me gusta bucear en las historias de mi familia. Creo que así entiendo un poco mejor cómo soy y cómo somos. Y mientras, seguimos buscando caminos y respuestas. Besos

    Le gusta a 1 persona

    Responder

Si a ti también te remueve algo de lo que acabas de leer, no te lo quedes dentro, compártelo, que me hace ilusión ¡Gracias!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Jon Ícaro

Blog del escritor Jon Ícaro

PASIÓN POR EL CINE CLÁSICO

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Antonio Muñoz Molina

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Tócala otra vez, Sam

El blog de Chema González

El Blog de Pepa Torres Pérez

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

“La mayoría de las personas que caminen detrás de mí serán niños, por lo que mantendré los pasos cortos” Hans Christian Andersen

plandempleo

Blog de Elena Ariño Lecina

STOLPERSTEIN

Historias para tropezar

cuadernosdetodo

El blog de Paula Figols

Innisfree

Un blog sobre Irlanda, de Chesús Yuste

El sitio de mi recreo

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

Fernando Rivarés

Reflexiones de una maña ligeramente afrancesada.

A %d blogueros les gusta esto: